jueves, 27 de noviembre de 2008

La muerte de Mobuzz y el librepensamiento

Pues se confirma la muerte de Mobuzz (alguien se cree lo de "Necesitamos tomarnos un tiempo para analizar la forma más adecuada para reorganizar nuestro proyecto"?!?!).


Estoy de acuerdo con Julián de Cabo y otros con el hecho de que quizás se ha dado demasiado bombo a un tema que en otras ocasiones hubiera pasado desapercibido. Pero el hecho es que se siguen escribiendo post y noticias al respecto, y no quiero quedarme sin dejar mi última palabra al respecto.

Mi problema es que no puedo por menos de sentirme un cabrón desalmado por mis opiniones en relación con todo este asunto desde el principio. Y no sólo por el grupo más cercano a Anil (Enrique Dans el primero), sino por un grupo de seguidores a los que parece que molesta que se sea crítico con lo que ha pasado.

Cosas que me han pasado:

- si digo que nadie se ha puesto en contacto conmigo para la devolución del dinero que doné mediante una transferencia, me acusan de que lo hice sólo para poder quejarme, y de que por qué quiero que me lo devuelvan si lo doné desinteresadamente (esto me ha pasado hoy en Twitter, aunque no pondré nombres).

- si digo que todo el proceso tenía un tufo a mala gestión e incapacidad de controlar la información financiera de una empresa, me reprochan que estoy deseando hacer leña del árbol caído, que estoy yendo en contra de una empresa pionera, valiente, que no tengo ni idea de lo que hablo...

Creo que tengo suficiente información de dentro y de fuera como para emitir una opinión, que además la puedo acompañar con la experiencia de haberme comido algún que otro marrón: en su momento con la explosión de la burbuja de Internet, luego creando empresas, entrando en empresas en quiebra en procesos de interim management, y por último invirtiendo todo mi dinero y esfuerzo en un proyecto empresarial innovador (relacionado con el software libre).

Con lo cual lo siento por el que le moleste, pero diré lo que opino del tema.

- La gestión de la empresa ha sido un absoluto desastre. 4 años de supervivencia no son aval de nada, pues según los pocos datos, mucha gente ha metido mucha pasta, y que yo sepa no se les ha devuelto, no? ASí que lo que tenemos encima de la mesa son 4 años de pérdidas continuadas, subvencionadas con el dinero de Anil y de Martín V.

- El modelo de negocio no estaba claro. Si lo hubiera estado se hubiera encontrado una vía de salida, y hace mucho tiempo. Sospecho (y no hablo por hablar) que quizás el modelo de negocio era el clásico 1.0 de toda la vida: generar imagen y VENDER la empresa. Sin un modelo claro de ingresos por detrás. Dar el pelotazo, vamos.

- La comunicación de la crisis, todo el asunto de las donaciones, y lo que ha ocurrido después (salvación y muerte en 7 días) es sólo un ejemplo del punto primero, y denota un alejamiento completo de la realidad de algunas de las personas involucradas.

- El producto, por otro lado, es sumamente respetable, y en ningún momento nadie de los que hemos sido críticos con todo el asunto hemos trasladado la crítica al equipo y al producto. Me consta que hay personas muy válidas y preparadas detrás de ese trabajo, que por cierto han sido usadas sin contemplaciones.

Mi opinión al respecto del post de Enrique, su visión, papel, y demás, la mantengo para mí y, si algún día está interesado, para él, ya que le conozco desde hace mucho tiempo y hemos trabajado juntos en el IE.

Podría seguir debatiendo y argumentando, pero empezaría a repetirme.

A partir de ahora, sólo puedo desear suerte al equipo saliente de Mobuzz en sus nuevos proyectos, e intentar ayudar en lo que pueda. Y nada más.

9 comentarios:

Gatit dijo...

Si digo que nadie se ha puesto en contacto conmigo para la devolución del dinero que doné mediante una transferencia, me acusan de que lo hice sólo para poder quejarme, y de que por qué quiero que me lo devuelvan si lo doné desinteresadamente (esto me ha pasado hoy en Twitter, aunque no pondré nombres).

¿Me tienen que pitar los odios? No pertenezco al grupo de seguidores de mobuzz. Es más, llevaba sin ver un programa desde hacía meses. Había perdido el interés.
Hoy te pregunté sin mala intención, porque he visto que mucha gente este pidiendo la devolución, cosa que no entiendo. Pero yo en las decisiones de cada uno no me meto.

Yo no doné y me mostré totalmente en contra de ello. Me parece muy hipócrita dar dinero a una empresa privada cuando no son los únicos con problemas por la crisis. Por ejemplo, mi padre es autónomo y las está pasando putas. Pero no sale en internet ni en TV contando sus penas por 4 duros.

Pero siendo sincero yo no doné porque me importan una mierda sus problemas (pero eso es otra historia).

Bueno, yo lo que venía a comentar era que mi twitt no era con mala intención.

Un saludo ;)

Angel Barbero dijo...

Rectifico Gatit:

Pensé que cuando me hiciste el reply sabías toda la historia, por lo que me chocó tu comentario al respecto. Queda aclarado :-)

Pero mantengo ese punto, pues las críticas por pedir la devolución de las donaciones las ha hecho hasta el propio Enrique, pasando por muchas otras personas allegadas.

rafaG dijo...

Para los que no tenemos ninguna implicación directa en el tema, está bien encontrar sitios más o menos "fríos" donde comentar.
Conocí Mobuzz en el IE en una charla de hace 2-3 años. Recuerdo que comenté con chicadelatele que la presentación estuvo bien, pero que echaba de menos algunos números. Ella pensaba que no tocaba eso en ese foro (IE Business School, recuerdo).
He seguido este culebrón con la frialdad de un espectador más. Y lo que más me ha sorprendido es la virulencia de los ataques de una y otra parte. Madrid-Barca, Federico-Iñaki...parecía algo de esto.
En cuanto al negocio (de eso se trata, no?) no puedo menos que estar contigo en los 4 puntos. Lo de las donaciones me parece algo casi anecdótico, pero los cuatro años anteriores si parecen un síntoma claro de qué algo no estaba bien planificado o gestionado.

(y mira que no queria escribir un post al respecto, pero casi lo podría copiar de aquí. Disculpa el rollo)

Luis dijo...

El capítulo mobuzz creo que acabará recordándose como algo bastante lamentable y que sería mejor que no se repita. Lo de los insultos, lo de llamar hijos de puta, ignorantes, y demás lindezas a los que opinan distino, pues no creo que tampoco se recuerde con mucho gusto.
En fin, ojalá el dinero que no han conseguido lo consigan otros, que también tienen derecho a intentar emprender.

Coco* dijo...

Podría decir muchas cosas, pero realmente lo que más me duele es la manera de "usar" a empleados y donantes.

Que Gatit tiene razón en cuanto a lo de donar, pues tal vez, pero yo me sentí identificada e hice mi aportación. Punto. Los motivos son míos. El asunto no creo que sea ese.

El asunto es dejar TOTALMENTE de la mano de Dios a la gente que habiendo hecho una transferencia o lo que sea, nos pusimos en contacto con Mobuzz (con Anil, supongo) mediante la cuenta que crearon para las donaciones y no recibir ni siquiera un mail de respuesta automática, es vergonzoso.

A día de hoy, y después de esperar 20 día a ver cuál era su reacción, sigo si recibir esa respuesta. Y no sólo eso. Cuando se dijo que se había enviado un mail "para decir si querías que te devolvieran el dinero" yo, desde luego, no lo recibí, pero tampoco quería que me lo devolvieran. el día 24 le escribí definitivamente a Anil, a su correo de mobuzz que estará desactivado o lo que sea, no sé, primero para decir que me parecía brutal el vacío informativo hacia lo que, como yo, habíamos donado y nos habíamos interesado por el tema, y también, ya harta por esa poca elegancia, pedir mi dinero, porque sí, lo iba a invertir en otro tipo de problema y no en ellos, ya me había cansado. ¿He recibido respuesta? No.

Lo triste es que no soy la única, somos decenas los que estamos en la misma situación y nos sentimos engañados.

Por eso pido de vuelta mi donación. Yo dono porque quiero, pero si el dinero no se usa para el fin que se me ha comunicado, lo siento pero es engañar, mentir y todo lo que se quiera.

Ya me siento suficientemente mal como para que además me vengan diciendo lo estúpido que es pedir de vuelta las donaciones.

Un besito Ángel!

Gatit dijo...

Cada uno es libre de hacer lo que quiera con su dinero. Yo no critico a los donantes, critico a los que piden donaciones para financiar un negocio muerto.

Me da a mi que Anil está en Brasil quemando dinero blogger.

Angel Barbero dijo...

#Luis estoy de acuerdo en que esto quedará probablemente como un capítulo negro, aunque sea pequeño, a recordar. Tengo mis dudas sobre lo que pesará sobre los hombros de los involucrados(y no me refiero a los empleados).

#rafaG gracias por tus comentarios. En este tema no puedo evitar poner a trabajar mi mente empresarial, y vivirlo como algo cercano por las similitudes que encuentro con otros momentos de mi vida (estando en el lado del empleado). Y creo que es buena cierta frialdad a la hora de analizar la información, aunque sea difícil.

#coco creo que desgraciadamente de ese dinero nos debemos despedir. Los grandes timos de la historia son los que "sustraen" pequeñas cantidades a la gente, pues muy pocos reclaman la devolución, precisamente por lo pequeño de las cantidades (bancos, telefónicas, etc.) Gracias por tu opinión, guapa!

#Gatit en ese sentido estamos de acuerdo, el tema de pedir dinero, de la manera que lo hicieron, el formato y demás, fue bastante lamentable. Otra cosa es que cada uno por los motivos que fueran pagáramos o no.

Personalmente tengo amigos entre los empleados, y mi dinero esperaba que fuera de alguna manera a ellos. Pero por lo que he sabido ni un sólo euro llegará a los empleados, que llevan sin cobrar 2 meses, y que tendrán que cobrar su despido dentro de 2 años del FOGASA.

Luis dijo...

Muy buena entrada, Ángel... Y mira que, como también conozco a la gente de Mobuzz, y me caen estupendamente, me ha dado mucha pena todo esto...

Pero parece que si opinabas algo en contra de lo que era el pensamiento "oficial", eras un ingrato (o cosas peores).

Lo he hablado con otras personas de la twittesfera y blogosfera, y pensábamos parecido: no puede ser que una empresa, tras cuatro años de existencia, tenga que cerrar porque un inversor se va (o porque se juntan varias cosas). En cuatro años la empresa debería ser ya rentable para que realmente fuera un negocio viable, y no depender exclusivamente de inyecciones de dinero externo, que en este caso, como se ha visto, era engordar para morir...

En fin, todo esto ha sido un disparate mediático, bastante mal organizado, y con información confusa por doquier. Y espero que la buena gente que curraba en Mobuzz encuentre algo pronto, porque se lo merecen!

Un abrazo,
Luis

Alex Lillo dijo...

Pensaba escribir mis opiniones sobre este tema, pero creo que casi todo lo que quería decir ya lo has comentado tu. 100% de acuerdo contigo Ángel.